Carta de un ángel a su papá en la tierra.

Querido Papá:

Te veo.

Aunque tú no me veas estoy a tu lado. Siempre lo he estado, nunca me fui. Las lágrimas que derramas por mi ausencia no te dejan ver. Cierra los ojos papá. Busca en el fondo de tu corazón, ahí estoy. Siempre contigo.

Te siento.

Siento cada latido de tu corazón. Tu respiración acelerar cuando piensas en mí. Como el dolor recorre tu cuerpo. No sufras papá. Estamos conectados. Aunque no me sientas en la forma que quieres nos hemos convertido en uno. Cada sentimiento tuyo es también el mío, por eso te pido que no me recuerdes con tristeza. Acuérdate de los momentos hermosos que vivimos juntos. Quédate con eso. Estoy más cerca de lo que piensas.

Te beso.

Ese cosquilleo que sientes soy yo. Seco tus lágrimas con mis besos. Besos que saben dulces como el amor que desprendes. Deseas con toda tu alma poder besarme tanto como yo. Pero no te preocupes, lánzalos al cielo. La distancia no importa, tu amor siempre me alcanza. No olvides que soy quien te da el último beso antes de dormir.

Te abrazo.

Cuando sientas esa presión en el pecho, no te asustes, soy yo de nuevo. Te abrazo tan fuerte que llegas a sentirme. Agárrate fuerte papá. Abrázate a mí y no me sueltes. Es nuestro momento. Te duele, lo sé. Quieres tocarme y no puedes. Pero estoy, soy esa energía que te produce escalofríos. Siénteme.

Te cuido.

Piensas constantemente que deberías estar cuidándome. Y lo hiciste. Durante todo el tiempo que pudimos estar juntos me protegiste, cuidaste y me amaste como jamás hubiera imaginado. Por eso te escogí. Aun sabiendo el poco tiempo que teníamos, sabía que nadie me iba a querer tanto como tú. Y lo sigues haciendo, no lo dudes. Siento el calor de tu alma cubriendo mi cuerpo.

No llores más papá. En el lugar donde estoy soy feliz. Nuestro tiempo fue breve pero muy intenso. Dejaste en mi una huella imborrable y unos recuerdos inolvidables. Contigo conocí lo más hermoso de la vida…el amor.

Estoy en la mariposa que ves revolotear, en la estrella que brilla en el firmamento, en la brisa que acaricia tu rostro…estoy en todos los momentos que pasan en tu vida. Siempre te acompaño.
No te culpes por no estar juntos. Era mi destino. Sé que en tus brazos es donde mejor estaría. Pero no tengas miedo, no es el final. Estoy al otro lado. Solo me adelanté en el camino.

Te voy a esperar. No tengas prisa. Hasta nuestro reencuentro te voy a pedir un deseo. Deseo que seas feliz. Disfruta de los momentos que te ofrece la vida. Hazlo por mí, pero sobretodo por ti. Te lo mereces. Quiero escuchar de nuevo esa risa que tanto me gusta. Como bien hemos aprendido, nunca sabes cuándo es el final para otro principio.

Gracias papá.

Por todo lo que me has enseñado y me sigues enseñando.
Por cuidar tan bien de mamá cuando más te ha necesitado.
Por ser fuerte y seguir hacia adelante sin mi presencia.
Por quererme sin límites.
Por ser mi héroe sin capa.

Papá aunque las personas se olviden de tí, yo nunca lo haré.
Siempre juntos hasta la eternidad.

Te quiero papá

Join The Discussion