El destino de una madre.

LÉANLO ES HERMOSA

El destino de una madre es esperar a los hijos.
Esperan durante el embarazo, esperan a la vuelta desde la guardería. Esperan en la salida de la escuela.
Esperan cuando comienzan sus vidas a la vuelta a casa después de una fiesta.

Los esperan cuando vuelvan del trabajo para que encuentren siempre una sopa caliente. Los esperan con amor, con ansias a veces, con rabia que pasa cuando los ven y pueden abrazarlos. Asegúrate de que tu madre mayor no tenga que esperar más. Visítenla, ámenla, abracen a la que los ama como nadie más lo hará. No la hagan esperar, eso espera ella de ustedes.

Porque envejecen los miembros pero el corazón de una madre nunca envejece.

Ámenla ustedes que pueden, los que todavía la tienen… Amor con amor se paga»

Gracias Dios por permitirme tenerla aquí y ahora!!!

One Response

  1. Yolanda Altamirano rojas noviembre 12, 2020

Join The Discussion