Tiempo de posadas!

Las posadas son fiestas populares que se celebran en México, durante los nueve días antes de la Navidad, es decir del 16 al 24 de diciembre. Estas fiestas recuerdan el peregrinaje de Maria y de José desde su salida de Nazaret hasta Belén, donde buscan un lugar para alojarse y esperar el nacimiento del niño Jesús.

Las posadas son tradicionales en México durante la época navideña. Se reza durante nueve días desde el 16 hasta el 24 de diciembre, rememoderando los meses previos al nacimiento de Jesús y terminando con su llegada en el pesebre de Belén. Cada uno de los nueve días tiene un distinto significado que son:

* Humildad. * Fortaleza. * Desapego. * Caridad. * Confianza. * Justicia. * Pureza. * Alegría. * Generosidad.

Se puede celebrar cada día en una casa diferente, o bien se tiene la costumbre de organizar a los vecinos por calles o cuadras y de este modo a cada cuadra le va tocando la realización de cada una de las 9 posadas, las personas rezan y cantan villancicos navideños cada día. Los caseros ofrecen ponche, cañas, naranjas o mandarinas y una bolsita con dulces y cacahuetes llamada colación, sin faltar las piñatas llenas de dulces.

Una persona organiza un grupo llamado «los pastores» de niños y de niñas; este varia en número de integrantes ya que pueden ser 10, 15, 20, o mas parejas se forman en dos filas, una de niñas y otra de niños, de 2 en fondo. A la pareja que queda al frente se les llama capitán y capitana respectivamente. El 24 de diciembre en la noche este grupo baila y canta llevando un atuendo especial.

Las posadas se realizan todos los días desde el 16 de diciembre hasta la noche del 24. La gente y forma una peregrinación a la cual se reparten velas y se prenden para acompañar el «misterio» y cantar las letanías o villancicos, así se llega a la casa donde se pedirá la posada y las personas dentro cantan para negarla hasta descubrir que se trata de Jose y María, entonces dejan entrar a toda la peregrinación cantando «entre santos peregrinos»; posteriormente se reza un rosario, y toca el turno a romper la piñata.

La piñata fue utilizada por los evangelizadores para mostrar a los indígenas lo que era la tentación, se hace una olla de barro dándole forma de una estrella de siete picos los cuales representan los siete pecados capitales y se cubre con papel de colores llamativos, y se rellenan con dulces y fruta, una vez lista la piñata representan al demonio. Para romperla primero se cuelga, se venda a los niños, se les gira treinta y tres vueltas en recuerdo a los treinta y tres años que vivió Cristo, ya que representan la fe, la cual nos permite continuar sin necesidad de ver, el palo de madera con que se le pega representa a Dios, que da la fuerza para vencer a las tentaciones. Una vez que se rompe la piñata caen los dulces y fruta que contenía, lo que representa el amor a Dios, ya que el destruir el mal se obtienen las bendiciones de Dios. Finalmente al termino de la posada se reparten los aguinaldos, que son pequeñas bolsas, con dulces y fruta y colación. Durante el transcurso de la posada no puede olvidarse el ponche de frutas.

 

En la actualidad erróneamente se nombra posada a cualquier fiesta no religiosa celebrada entre el 16 y 24 de diciembre, pero estas fiestas por ningún motivo se les puede llamar posadas, es un error llamarles posadas.

En Colombia y Ecuador se celebra la Novena de Aguinaldos, fiesta religiosa muy similar a la posada.

La Novena de Aguinaldos colombiana fue creada por el fray Fernando de Jesús Larrea, nacido en Quitó en 1700, ordenado en los 1725 y luego predicador en Ecuador y Colombia. Fray Fernando la escribió por petición de la fundadora del Colegio de la Enseñanza en Bogota, doña Clemencia de Jesús Caycedo Velez. Muchos años después, la religiosa de la enseñanza, la madre Ignacia, la modificó.

A este novenario es usual que se le agreguen una serie de tradiciones y celebraciones no religiosas.

ORIGEN DE LAS PRIMERAS POSADAS:

Las primeras posadas se basaron en las festividades aztecas; en el México prehispánico celebraban el advenimiento de Huitzilopochtli, dios de la guerra, durante la época invernal. A esta época se le llamaba Panquetzaliztli y duraba del 16 al 26 de diciembre.

Las fechas coincidían con aquellas en las que los europeos celebraban la Navidad. Así esta celebración fue cambiando debido a la evangelización que se realizo en la Nueva España. La imagen de Huitzlopochtli fue sustituida por las benditas imágenes de María y José.

Las posadas con simbolismo católico se crearon desde los primeros evangelizadores: el fraile agustino Diego Soria obtuvo del Papa Sixto V indulgencias para la realización de las nueve misas de aguinaldo en días anteriores a la Navidad.

Los frailes evangelizadores, para facilitar la enseñanza de la Iglesia Católica, realizaron representaciones del peregrinar de San José y la Virgen María a su salida de Nazaret en camino a Belén para empadronarse en el censo ordenado por César Augusto y posteriormente, el nacimiento de Jesucristo, hijo de Dios. Estas representaciones se conforman de nueve posadas que se inician del 16 de diciembre, y consisten en solicitar alojamiento en ese simbólico camino a Belén hasta el día 24 de diciembre víspera del nacimiento de Jesús.

Durante este peregrinar se hace notar por las penurias por las que ellos tuvieron que pasar hasta encontrar alojamiento en un establo de Belén.

 

Articulo con fin de lectura y entretenimiento.

Join The Discussion